jueves, 15 de marzo de 2012

El negocio del fútbol (II)

¿A quién beneficia tanta venta?


Tampoco los equipos grandes parecen inmunes a este sistema de cambios de jugadores masivos temporada a temporada, y es que los tres grandes equipos de Portugal tienen un pasivo acumulado en su deuda que año a año continúa subiendo y, sólo su capacidad para generar confianza económica, les permite seguir contando con el respaldo económico necesario para afrontar sus fichajes. Vemos como el Sporting ha creado esa especie de fondo de inversión a la que está vendiendo tantos por ciento de los derechos de sus jugadores, bien sea de jugadores de referencia en el primer equipo, caso de Carriço o André Santos, canteranos que prometen o los nuevos fichajes. Otro tanto sucede con el FC Porto y el Benfica, que han ido vendiendo tantos por cientos de los pases de muchos de sus jugadores más determinantes, de muchos de ellos incluso inmediatamente después de ser fichados, con lo cual intentan recuperar buena parte del dinero invertido en ellos aunque deban sacrificar posibles plusvalías posteriores, y es que una de las situaciones que más me llama la atención del fútbol portugués es la repetitiva pregunta en un 90% de entrevistas realizadas por medios locales a futbolistas que juegan en cualquiera de las categorías de la liga es, ¿a qué liga te gustaría ir a jugar?, ¿en qué equipo querrías jugar?, ¿cuál es tu equipo extranjero preferido?... Quizá se deba a mi extrañamiento por ser español y no verlo desde su prisma, pero no me puedo imaginar a ningún periodista español preguntándoles a cualquier jugador del Celta o del Deportivo si querrían jugar en la liga inglesa o italiana, o si querría llegar al Madrid o al Barcelona o al que fuese, aquí no se hacen estas preguntas. Juegas en este equipo y ni te pones a pensar en otras posibilidades futuras, no ves el equipo al que acabas de llegar como una etapa intermedia. Aunque lo sea, no se habla de ese asunto.
Y es que eso no sólo ocurre con jugadores de equipos pequeños o medianos, de los que se supone que quieren dar un salto adelante, sino incluso de los equipos grandes. Da la impresión de que para la prensa portuguesa el hecho de exportar jugadores representa algo positivo cuando, sinceramente, no veo por ningún lado nada útil en eso. Nadie se acuerda de que has formado jugadores cuando tu situación económica o deportiva no se beneficia de ello, no tienes ni siquiera la oportunidad de realizar un proyecto duradero en el que los jugadores importantes del equipo puedan permanecer en el mismo durante un periodo de tiempo suficiente e, incluso, si esa continua venta de activos se produce con cierta asiduidad, por muy pingües que sean los beneficios económicos (véase el FC Porto en cualquier momento o el Benfica en las dos últimas temporadas) no todos los años se pueden encontrar sustitutos al nivel de los jugadores traspasados y, desde luego, si se pretende lograr algo a nivel europeo, es importante mantener un proyecto durante un tiempo para poder competir de tú a tú con los gigantes europeos porque lo que ha conseguido el fútbol portugués hasta ahora es casi milagroso, y los milagros no suceden todos los años, ni siquiera cada cuatro o cinco.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...