sábado, 21 de marzo de 2015

Grupo Desportivo Chaves 1994-2005: Fútbol en Portuñol


Chaves es una ciudad de unos 45 mil habitantes, situada en el noreste de Portugal,y  limítrofe –río Támega mediante- con la provincia de Ourense, con cuya ciudad vecina de Verín mantienen un proyecto de Eurociudad
Su denominación originaria era Aquae Flaviae, debido a  las propiedades termales de su aguas y al emperador Vespasiano, de la familia Flavia. La evolución lingüística hizo desaparecer el Aqua y convirtió  Flavia en la actual Chaves. Su nombre significa literalmente llave, y ese es el símbolo de la ciudad.



Además de ser un lugar fantástico para pasar un día o un fin de semana, la capital transmontana  es la casa del GD Chaves, equipo que en las últimas décadas se ha convertido en un clásico de las dos divisiones principales del fútbol portugués, pese a ser una formación relativamente reciente -fue fundado en el año 1949- realizando temporadas muy meritorias en la Primeira liga y la Taça de Portugal, además de ser el equipo más representativo de la región de Trás-os-Montes.
Hasta este mercado de invierno y desde el año 2012 militaba en la plantilla flaviense un jugador español , Eder Díez, delantero franquicia del extinto CD Ourense el año en el que consiguió su último ascenso a segunda división B, y que en el pasado mes de diciembre fue traspasado al modesto Mafra. Pero la presencia de españoles en el equipo transmontano no es algo novedoso. Desde el año 94, el equipo flaviense ha tenido en su plantillo distintos jugadores españoles. y extranjeros con experiencia previa en la liga española que, aprovechando esta vecindad, vivían en  Verín y jugaban al otro lado de la frontera.
Verín es una localidad con bastantes servicios, supera los catorce mil habitantes y está a sesenta kilómetros de la capital Orensana. Además, durante esta época en la que el GD Chaves militó de forma regular en la Primeira liga,. un grupo significativo de aficionados acompañaba los partidos del Chaves, aprovechando así la oportunidad de asistir a partidos de fútbol de primer nivel, puesto que el equipo local, Verín CF, ha militado a lo largo de estos últimos años entre la tercera división española y la Primera regional.

Carlos Pérez Álvarez (Foto I. Osorio)
Los jugadores españoles desembarcan en Chaves en el año 1994. Los primeros en llegar fueron el guardameta Miguel Bastón -padre del actual delantero del Real Zaragoza, Borja Bastón-, José Antonio CastilloJosé María García y, sobre todo José Antonio Valverde Vesga, Tonino. Mientras que los tres anterores sólo permanecieron una temporada en el equipo flaviense, el canterano del Athletic se convertiría en uno de los jugadores más importantes del equipo durante varias temporadas. De hecho, Chaves fue el punto de partida de una amplia carrera en el mundo del fútbol que, si bien es cierto, que nunca tuvo muchos focos a su alrededor, sí lo convirtió en un jugador muy valorado, tanto en el propio equipo flaviense, en el que militó en dos etapas después de un fugaz paso por el Vitória Guimarães, como, en su última etapa, en el Pontevedra CF, El centrocampista vizcaíno era un jugador muy interesante, con mucha presencia, recorrido y de toque, capacitado para jugar en cualquier posición del centro del campo, siempre por el centro, pero igual de útil para jugar de mediocentro como de 10, y cuya mayor virtud era su poderoso disparo, tanto con el balón en juego como a balón parado, que aseguraba unos cuantos goles cada temporada. 
Este etapa en la que llegaron a la ciudad fronteriza distintos jugadores procedentes de la liga española duró alrededor de diez años. Durante este tiempo, el equipo azulgrana realizó algunas de las mejores temporadas de su historia reciente. Podría decirse que el GD Chaves vivió su etapa de plata (Su mejor época tuvo lugar a finales de los 80, en los que alcanzó la quinta posición en liga dos veces, incluyendo una participación en la Copa de la UEFA (temporada 87-88)). Pero también es cierto que esta etapa de plata se cerró abruptamente con su última presencia en la Primeira Liga (Desciende en el año 1999), por lo que el proyecto tuvo que ir reformulándose en unas circunstancias muy poco favorables. Curiosamente, los flavienses caerían hasta la tercera categoría del fútbol portugués el mismo año -2010- en que disputaron frente al FC Porto de Jesualdo Ferreira la final de la Taça en o Jamor (1-2 para los dragões)



El listado completo de jugadores procedentes de la liga española que vistieron de azulgrana es el siguiente. Entre paréntesis están los jugadores extranjeros..

1994-95: Miguel Bastón, José María García, José Antonio Castillo y Tonino

1995-96: Tonino, Miner, Dani Díaz

1996-96: Raúl Ramón, Daní Díaz, Roberto Matute,Iván  Miner  (Marcel Sabou, Nikola Milinkovic, Ovidiu Cuc)

1996-97: Raúl Ramón, Iván  Miner, Dani Díez, Tonino, Roberto Matute, (Marcel Sabou, Nikola Milinkovic, Ovidiu Cuc)

1997-98: Raúl Ramón, Iván  Miner, Dani Díez, Tonino, Roberto Matute, (Marcel Sabou, Nikola Milinkovic, Ovidiu Cuc)

1998-99: Arteaga, Tonino, Carlos Álvarez, Michel (Cuc)

1999-2000: Arteaga, Tonino, Gorka

00-01: Manuel Carou, David Casablanca, Raul Pareja, Raúl Ochoa, Francisco Pineda, Isidro Díaz, Ibón Arrieta, Juan Carlos Belencoso, Marcos Novo

01-02: Manuel Carou, Íñigo Marín, Ibán Díaz de Guereñu, Jesús Fernández Trigueros e  Isidro Dïaz.

02-03: Isidro Díaz

03-04: Isidro Díaz

04-05: Isidro Díaz

Todos estos jugadores forman parte de ese otro fútbol alejado de las primeras páginas de los periódicos, pero seguro que los seguidores de muchos equipos españoles recuerdan a hombres como el referido Tonino, el excéltico y lamentablemente fallecido Carlos Alvarez, Roberto Matute o Dani Díaz, jugadores de perfil bajo pero que forman parte de la historia reciente de distintos equipos como el CD Logreñés, Celta o Sporting de Gijón y que pusieron su granito de arena en la historia del GD Chaves.

Curiosamente el trasvase de jugadores entre España y Portugal no ha sido muy habitual cuando entre Vigo y Oporto hay menos dos horas en coche (conduciendo con prudencia a los obligados 120 km/h), pero ciudades con equipos en primera división portuguesa como Barcelos, Braga o Guimaraes están a una hora/hora y media de la ciudad olívica. De hecho, al igual que sucedía con los conciertos de música que se celebraban en Oporto/Lisboa, acudir al estadio do Dragão a ver partidos de Champions es una solución que tienen algunos aficionados gallegos para acercarse a ver fútbol de primer nivel europeo con la tranquilidad de dormir en casa.

Es evidente que el fútbol portugués tiene la organización, calidad y competitividad adecuadas para que cualquier jugador español pueda encontrar en los distintos equipos portugueses un lugar en el que asentarse,  progresar y ponerse en el escaparate –en eso el fútbol portugués es el lugar ideal-. Sin embargo, su precariedad económica provoca que a veces sea más rentable para un futbolista jugar en tercera división y dedicarse a otros quehaceres que probar fortuna en la Segunda liga o incluso en el Campeonato Nacional de Seniores (CNS) y buscarse la vida en el fútbol del país vecino.

Actualmente, el Chaves lidera la tabla de la Liga2 Cabovisão en la jornada 34, por lo que no sería extraño que la próxima temporada militase, una vez más, en la categoría principal del fútbol portugués. ¿Quién sabe si en algún momento futuro podría reeditarse la presencia de jugadores y aficionados españoles más allá de la frontera del Támega?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...